Miedo y ansiedad, en la búsqueda de trabajo

November 22, 2017 17:04 by Tecoloco El Salvador

 

Contenido

 

¿Cómo superar el miedo al buscar trabajo en El Salvador?


busqueda de trabajo el salvadorEl miedo y la ansiedad son dos sentimientos que las personas podemos experimentar en cualquier etapa de nuestras vidas. La búsqueda de trabajo en El Salvador puede ser un factor que, por diversos motivos, nos haga sentir ansiosos o con temor de lo que pueda pasar, debido principalmente a la incertidumbre. Sin embargo, son dos emociones que pueden ser controladas y superadas, con el fin de realizar la búsqueda de empleo con una actitud positiva.

Está comprobado que buscar empleo puede llegar a ser una situación de mucho estrés y frustración para las personas, pues tiene implicaciones que pueden afectar de forma negativa su vida personal e incluso a sus familiares. A pesar de que, en El Salvador, como en el resto de la región, los índices de desempleo han aumentado durante los últimos años, día a día se generan nuevas oportunidades de trabajo. Aunque la búsqueda de empleo pueda tomar más tiempo, no debe perderse el entusiasmo durante esta etapa.

¿Cómo superar el miedo al buscar trabajo en El Salvador?


Es probable que el hecho de tener que buscar empleo y no tener idea de ¿por dónde comenzar?, ¿qué tanto tiempo se estará en esta situación? o si ¿será posible encontrar un trabajo que realmente te guste?, te provocan esta sensación de miedo. Sin embargo, al igual que la ansiedad que suele acompañarnos durante los momentos difíciles o frustrantes, existen diversas formas de lidiar con ellos para impedir que afecten de forma negativa y a largo plazo nuestras vidas.

Para superar el miedo y la ansiedad al buscar trabajo en El Salvador, pon en práctica los siguientes consejos:

1. Identifica qué es lo que te provoca miedo o ansiedad.

Si bien tienes claro que esto se debe a tu actual situación de desempleo, intenta identificar qué es lo que realmente te hace sentirte con miedo o ansiedad, ya sea la sensación de incertidumbre o el hecho de que no encuentres tantas vacantes como te gustaría, por ejemplo. Una vez que has identificado el motivo principal, intenta cambiar esas sensaciones por pensamientos positivos. Por ejemplo, en lugar de pensar que estarás meses sin trabajo y que todo se complica más, piensa que encontrarás pronto un nuevo empleo y que lograras salir adelante sin mayor complicación. Pensar en positivo te ayudará a mantenerte más animado y a combatir este tipo de emociones que, a largo plazo, podrían tener alguna repercusión respecto a tu salud física y emocional.

2. Equilibra la búsqueda de trabajo con otras actividades.

Es importante destinar parte de tu día a la búsqueda de nuevas ofertas de empleo, ya sea por internet, en periódicos, conversando con amigos y colegas, etc. Sin embargo, cuando concentras toda tu energía en ello podrías terminar sintiéndote frustrado o ansioso. Por ello, es importante que dediques parte de tu rutina a otras actividades, como hacer ejercicio, tomar algún curso libre, leer, etc. Esto te ayudará a mantener tu mente ocupada en diferentes cosas y, al mismo tiempo, a liberarte del estrés.

3. Sigue formándote.

Intenta inscribirte en cursos o actividades que te permitan continuar tu formación profesional, ya sea aprendiendo otro idioma o talleres específicos que se relacionen con tu carrera o área laboral. No es necesario hacer grandes inversiones para recibir algún tipo de formación. Actualmente es posible tomar una gran variedad de cursos en línea, así como participar en conversatorios, cursos y seminarios de acceso libre organizados por universidades e instituciones públicas o privadas. El contacto con nuevas personas y la participación en nuevas actividades te permitirá despejar tu mente de sensaciones negativas. Además, podrás generar nuevas redes de contactos profesionales que podrían ayudarte a encontrar un nuevo trabajo.

4. Participa en actividades que te permitan ganar más experiencia.

Como realizar pasantías o voluntariado. Si te sientes demasiado ansioso este tipo de actividades serán de gran ayuda para lidiar con ello. Además, te permitirán ganar experiencia que, sin duda, será positivamente valorada en tu currículum vitae. Por otro lado, al igual que el consejo número tres, formar parte de grupos de voluntariado o realizar pasantías en tu área de trabajo te permitirá conocer nuevas personas con las que puedas acercarte a nuevas oportunidades de trabajo. Si bien realizar estas actividades no debe suprimir la búsqueda de un empleo formal, cuentan como experiencia profesional que también es valorada en cuanto al crecimiento personal que puedan brindarte.

5. Mantén el contacto con familiares y amigos.

Mantener las relaciones con familiares y amigos es fundamental para superar este tipo de etapas. Es importante sentirse acompañado y tener claridad de que se cuenta con una red de apoyo conformada por familiares y amigos cercanos. Por ello, a pesar de los sentimientos negativos que puedas tener, intenta mantener un contacto constante con las personas más cercanas a ti, esto te ayudará a superar el miedo y la ansiedad gracias a la sensación de apoyo y comprensión que tus círculos primarios puedan darte.

6. Comenta con los demás cómo te sientes.

No te sientas solo ni tengas miedo de hacer saber a las personas más cercanas a ti por lo que estás pasando. Sentir miedo y ansiedad al buscar empleo es normal, no eres la primera ni la última persona a la que esto le pasa. Por ello, debes sentirte con la confianza de poder comentar con los demás cómo te sientes para buscar su apoyo, consejos o simplemente expresarte y sentirte mejor.

7. Si es necesario, busca ayuda profesional.

Si sientes que el miedo y la ansiedad se están apoderando de tu día a día y, a pesar de que busques apoyo en tus familiares y amigos más cercanos no te sientes mejor, quizá sea momento de buscar ayuda de un profesional. Puedes consultar a un psicólogo para que te oriente a sobrellevar este tipo de emociones, ya sea a través de ejercicios terapéuticos o sesiones con estos profesionales de la salud emocional.

8. Mantén una actitud positiva.

Por difícil que pueda parecer la situación, una actitud positiva siempre te ayudará a salir adelante. Por ello, no desistas, da lo mejor de ti mismo y aprende todo lo que puedas de esta experiencia. Busca motivación y aplica a todas aquellas plazas que consideres adecuadas para ti, mantén contigo ideas positivas que te ayuden a sentir más seguro y con más ánimos de lograr tus metas y objetivos.

Es importante tener claro que el desempleo es una situación normal, que puede pasarle a cualquiera, en cualquier momento. Sin importar que tan preparado estés, cuanto tiempo lleves en la empresa o cuantos años tengas de experiencia, siempre, por razones fuera de tu alcance, existirá la posibilidad de quedar sin empleo durante un periodo de tiempo. Por ello, debes enfocarte en que no ha sido tu culpa y que tienes la oportunidad de encontrar algo mucho mejor, toma lo bueno de la experiencia obtenida y busca salir adelante con una buena actitud.

Ya sea que estés buscando trabajo por primera vez o porque perdiste tu último empleo, no debes permitir que emociones como el miedo y la ansiedad se apoderen de ti. Pon en práctica los consejos que te hemos brindado a lo largo de este artículo, enfócate en tus capacidades, aprovecha el tiempo disponible para continuar tu formación, así como realizar otro tipo de actividades y sigue buscando. Es muy probable que estés más cerca de un nuevo empleo de lo que crees.

 

Volver al índice

Tags:
Categories: Consejos laborales
Actions: E-mail | Permalink

¿Te gustó este post?
Comparte este post
Related posts
Artículos destacados